Adentrarse en la selva…

Descubrir la belleza de lo azaroso, de lo aleatorio del crecimiento por acción del viento, de la tierra, del sol, de las lluvias. Perderse en el verde, andar entre las hojas, seguir los caminos de la luz. 

En este encuentro, abandonamos lo conocido, y el estudio, se transformó completamente en un bosque, jardín secreto, selva. Nos adentramos en el efecto magnético del movimiento de una cumbia suave, nos extraviamos en el manso balanceo de las caderas y nos encontramos con eso que late, con nuestros cuerpos. 

Este encuentro es un obsequio para el disfrute, para sentir la potencia del conjunto de fuerzas que en su tensión conforman esa naturaleza desbordada y cumbiera.

Play
Play
previous arrownext arrow
Slider
 
 
Volver al Inicio